Historia

 

El colegio San Cirano fue fundado en 1933 por Sean Healy (1896 - 1982) y por su esposa, WinifredKelly (1900 - 1990), ambos nacidos en Irlanda.
El primer predio del colegio estuvo en el barrio de Flores, sobre la Av. Gaona. Esta zona, habitada por familias argentinas, trajo al Colegio niños de habla castellana, a diferencia de la zona sur, de Belgrano y del norte de la Capital, donde los ferrocarriles, los frigoríficos, y otras industrias, como la tabacalera habían establecido en el país angloparlantes que conformaron una fuerte comunidad de paso. Este importante grupo fundó en las zonas mencionadas los colegios conocidos como “ingleses”, donde se enseñaba en lengua inglesa.Desde su fundación, nuestro colegio puso todo el esfuerzo por lograr una buena enseñanza en el Nivel Primario, tal como estaba implementado en el sistema nacional, y completó la doble jornada con Educación Física y el aprendizaje del inglés. Durante veinte años la enseñanza de esta lengua estuvo a cargo de profesores ingleses, quienes después fueron reemplazados por estudiantes de los profesorados nacionales cuando diversas circunstancias los llevaron a dejar el país.

 

En 1936, el Colegio se mudó al barrio de Caballito, allí donde está ubicado actualmente, sobre la Av. Rivadavia y Víctor Martínez. Esta bellísima casa de estilo italiano, construida por los Giraldes en 1910, fue alquilada por Juan Healy. Esta familia también había donado el terreno para la construcción de la Parroquia Santa Julia. La casa estaba rodeada de jardines arbolados con pinos y palmeras; algunos de estos árboles todavía hoy pueden verse como así también la verja original. Detrás de la casa, donde se construyó el Colegio en 1966 había un gran patio.

 
Unos años después, en 1948, esta propiedad fue puesta a la venta (por remate) y el señor y la señora Healy la pudieron comprar gracias a un préstamo a diez años del Banco Hipotecario Nacional.
Los fundadores se retiraron en 1960 y la dirección pedagógica quedó en manos de sus hijos, los profesores Brian y Winifred, mientras que la administración quedó a cargo de otro hermano, Juan Francisco.

En 1963 se habilitaron dos nuevas secciones: el Jardín de Infantes con salas de 4 y 5 años y el Secundario con la dirección del Prof. Brian Healy como un Bachillerato de Ciencias y Letras, que contaba con la enseñanza del idioma inglés como materia extracurricular. En 1963 comenzó la construcción del edificio del Jardín Infantes en la esquina del edificio, que posibilitó la apertura de las salas de 3 años. Con el incremento del alumnado la construcción continuó ampliándose sobre el patio original, donde se abrieron quince nuevas aulas.

El Prof. Brian Healy solicitó en 1991 la aprobación de un Bachillerato en Lenguas Modernas, que reemplazaría al de Ciencias y Letras. Con esta aprobación se incorporó el Francés como tercera lengua. El Colegio afianzó su perfil humanista, objetivo fundacional que constaba en las actas de 1933: "Procurar la formación integral de los alumnos dentro de una concepción humanística de la educación".En 1999 el Nivel Secundario se mudó al edificio de la calle Malvinas Argentinas 139, permitiendo la incorporación de salas de 2 años en la sede de Víctor Martínez.

El nombre de la Institución, elegido por los fundadores, es SAN CIRANO (512-­545), santo irlandés fundador del Monasterio de CLONMACNOISE a orillas del río Shannon. Durante dos siglos este monasterio fue el más importante de Irlanda, ya que concurrieron estudiosos de todo el país, de Inglaterra y de Francia. Fue precursor de las universidades que se fundarían cinco siglos más tarde. Cirano vivió allí solamente un año después de la fundación, pero su espíritu y cultura marcó a Irlanda hasta la actualidad.

El lema fundacional del colegio es VERITAS PRAEVALEBIT, la “Verdad Prevalecerá”, de donde nacen los valores que la institución transmite, generación a generación, a todos sus alumnos.

TOP